Bien bienvenidos a mi rincón desde aquí podéis entrar en lugares de descargas libros de autoayuda, tarot. Gracias por vuestra compañía

Presentación

sábado, 8 de noviembre de 2008

0 comentarios Enlaces a esta entrada  

Yo soy de un pueblo de pozos y lagunas, llanos extensos de cereal y dehesa

Desde que salí de allí mis preferencias se encaminaron a lugares umbríos y húmedos , siempre he amado el agua ,la mar , los ríos pequeños y rumorosos que saltan entre las piedras y que al observador paciente le dan canciones y divertidas imágenes de color (los martines pescando o las simpáticas o las asustadizas lavanderas ,picoteando entre las piedras de las gargantas mientras mueven su cola de plumas grises),

Esos ríos que propician el nacimiento de las violetas , discretas y olorosas , ríos siempre distintos, inesperados ,conocidos e ignotos , de pozas profundas con aguas tranquilas , donde sentarse a reposar el cansancio del camino ;de gargantas impacientes con aguas apresuradas y peligrosas que cantan canciones repetidas y nuevas, adornados de pequeñas cascadas de aguas blancas con chispitas de diamante que a veces forman pequeños iris de colores .

Tengo un retiro un lugar preferido entre gargantas donde acudo a gozar de las canciones del agua y a descansar, buscar setas, espárragos, criadillas de tierra .

Pero veces regreso al hogar de mi infancia en los llanos y me entristece el abandono , la casa grande y solitaria, las habitaciones sin vida llenas de cosas viejas , los muebles que sobraron de la ultima cocina , la nevera que retire de casa , (resultaba pequeña) , las camas con sus colchas pasadas de moda, limpias ,un poca ajadas ,los armarios de otros dormitorios que ya se retiraron, llenos de mantas que se utilizaban cuando no teníamos edredones , ni calefacción central , restos de las casa mías y de mis hermanas ¡no me agrada mirarlo¡ y sobre todo la ausencia de risas .

Le faltan a la casa niños riendo , amigos que se cuenten los secretos , estancias prolongadas , cuidados cotidianos, el olor de la vida ,pero el jardín , el Inmenso jardín , está lleno de vida, casi como en un bosque encantado las palmeras ya superan el techo del tejado , las acacias sin el cuidado anual de las podas crecen agrestes alargando sus ramas y formando un dosel en el verano , las enredaderas que tanto costo que prendieran de fragantes y llamativas trompetas en el color de las naranjas ,tapizan el muro del norte en demasía , el jazmín se ha desbocado e invade la solana enredándose con la pasionaria y las ramas más duras de la buganvilla vieja de un intenso color ciclamen y más lejos donde no llega apenas el riego ,los arboles rodeados de cardos verdes de dos metros, donde habitan cientos de Colorines (jilgueros) .

Lo que fuera un jardín se ha convertido en una semi-selva donde cantan las tórtolas y se pasean unos cuanto gatitos imprudentes ,donde anidan , jilgueros , verderones y mirlas , entre las enredaderas .

Si eres prudente y te mantienes en silencio los ves bajar a una fuente que forma el sistema de riego, justo donde quedaba el viejo limonero, formando una laguna en miniatura con sus juncias, sus ranitas, sus insistentes avispas que ya despiertan con el anuncio del verano, donde los habitantes del jardín se bañan y retozan alegremente casi siempre libres de la presencia de los incómodos humanos y quizás acompañados de las escurridizas hadas de los sueños gozosos de mi infancia.

Por Marlue